El laboratorio de Improvisación es un espacio de juego. Un lugar donde experimentar lo orgánico de la expresión oral y gestual en un contexto lúdico. Todo juego tiene reglas y algunas van de lo más sencillas hasta llegar a la complejidad de las que marcan una escena teatral, donde el intérprete es también dramaturgo y directora en colaboración con otras improvisadoras a tiempo real. Un reto que conmueve al respetable por conseguir en el proceso piezas de arte escénico. Camino que desarrolla conciencia de la persona aprehendiendo recursos para el escenario de la vida.

Fran Machado

 

Anuncios